Uno de los tratamientos que más se realiza por las clínicas dentales es la ortodoncia para corregir la mordedura y mejorar la estética de los dientes, a través de diversas técnicas. A partir de este tratamiento, ¿qué es el Sistema Damon y en qué se diferencia del resto?

La innovación en las clínicas dentales y la importancia de la ortodoncia para mejorar la masticación y la estética dental, han dado lugar a la creación de diversos métodos. Por lo tanto, el tratamiento de alineación se puede elegir entre diferentes tecnologías y modalidades: Invisalign, Insignia o Sistema Damon, entre otros.

En este artículo vamos a explicar en qué se diferencia el Sistema Damon del resto y por qué es una opción muy recomendable para muchos pacientes.

¿Cómo es la ortodoncia con el Sistema Damon?

Está comprobado que este sistema es uno de los más eficaces en cuanto a ortodoncia, ya que consigue obtener muy buenos resultados en un lapso menor de tiempo. Es por ello que es el sistema elegido por numerosos pacientes y su grado de satisfacción es elevado.

En concreto, el Sistema Damon consiste en la colocación de unos brackets autoligables. También se hace llamar como ortodoncia de baja fricción. Esto es debido a que los brackets del Sistema Damon no requieren el uso de ligaduras, consiguiendo una mayor movilidad de los dientes, frente al resto de las opciones en ortodoncia.

Su funcionamiento también permite que la colocación de los brackets no vaya asociada a extracciones en la mayoría de las ocasiones. La tecnología que emplea no requiere de ningún complemento adicional y contribuyen a la comodidad del paciente. Estos brackets se cierran con pequeñas pestañas integradas en los mismos, por lo que las gomas del sistema convencional no son necesarias.

Además, los brackets del Sistema Damon están disponibles en dos modalidades distintas, a elección por parte del paciente:

  • Sistema Damon metálico. Son diseñados con piezas metálicas al igual que los brackets convencionales, pero con la ventaja de que son de tamaño más reducido y no cuentan con ligaduras.
  • Sistema Damon transparente. Este tipo de brackets cuentan con todas las ventajas del anterior, incluyendo que su diseño es transparente. Es perfecto para los pacientes más exigentes que busquen un tratamiento de ortodoncia que sea poco perceptible.

Ventajas de los brackets con Sistema Damon

El tratamiento de ortodoncia con el Sistema Damon original tiene numerosas ventajas que, si bien hemos ido mencionando a lo largo del post, deben ser destacadas en una sección especial. Aquí vamos a destacar cinco puntos principales, aunque el Sistema Damon se caracteriza por permitir el movimiento sin fricción.

  • Higiene bucodental. Estos brackets facilitan la limpieza de los dientes, previniendo el desarrollo de otras patologías en los dientes o encías.
  • Comodidad. La ausencia de las típicas gomas de los brackets tradicionales mejora la comodidad y la mordedura durante el tratamiento de ortodoncia.
  • Menor tiempo de tratamiento. El Sistema Damon tarda de media unos 18 meses en ajustar la mordida y obtener resultados positivos sobre la estética de los dientes. Este periodo es inferior al necesario cuando se realiza un tratamiento tradicional.
  • Menor mantenimiento. El sistema que se emplea de autoligado no requiere de tantos ajustes como en el tradicional. Esto se traduce en número menor de visitas al dentista para el mantenimiento de los brackets.
  • Menos molestias. Como ya se ha mencionado, la fricción es casi nula por lo que las molestias no serán tan acusadas como con los brackets tradicionales.

Como cualquier otro tratamiento de ortodoncia fijo, el Sistema Damon puede restringir la mordida en cierto grado, restringiendo la ingesta de determinados alimentos. Además, su diseño tampoco es el más indicado si el paciente quiere que sea imperceptible, existiendo para este caso, la ortodoncia con Invisalign.

El Sistema Damon en una clínica especializada

 Si una vez conocidas las ventajas y qué es el Sistema Damon crees que este tipo de tratamiento es perfecto para ti, no dudes en consultar con tu clínica dental de confianza. La ortodoncia es un tipo de tratamiento que obtiene un grado de satisfacción muy elevado entre los pacientes. Está indicado para cualquier edad, aunque la creencia popular es que la ortodoncia sea para niños y adolescentes, además de que consigue mejorar la estética de todo el rostro.

En Galindo Dentistas contamos con más de 15 años de experiencia trabajando este tipo de casos y estamos en constante formación para que la última innovación en odontología sea aplicada en nuestras clínicas. No esperes más el momento y contacta para conseguir la sonrisa que siempre has deseado.

Entradas recientes

Deja un comentario

Contacto

Contacte con nosotros y le responderemos lo antes posible